Gates o Musk, ¿quién tiene la razón?

Gates o Musk, ¿quién tiene la razón?


Escrito por: Marilu Lazo Mac Dowall

Asociada de Lawgic Tec y Bloggera en The Crypto Legal

 

En un mercado tan volátil como el de las criptomonedas, las opiniones de los individuos más influyentes en la economía pueden “agitar el mercado” rápidamente, incluso, un simple tweet de la persona indicada, puede acarrear un gran efecto en su precio de mercado. Los ciudadanos de a pie, e incluso “expertos” podrían verse influenciados por estas opiniones al nivel de confiarles su ingreso o retirada en el mercado. Por suerte para ellos, el mercado cuenta con muchas y muy diversas opiniones sobre las monedas digitales.

 

En ese sentido, Bill Gates ha expresado en numerosas entrevistas que considera provechoso el uso de las monedas digitales, por su conveniencia en grandes transacciones, su rapidez y bajo costo. Sin embargo, a pesar de declararse “neutral”, existen aspectos, sobre todo en el caso de aquellas que son descentralizadas (es decir, que nadie tiene el control sobre ellas, como el caso de bitcoin) que no le terminan de convencer. ¿El principal? El anonimato de sus participantes (haciendo alusión al favorecimiento de escenarios ilegales, ya sea, lavado de dinero, financiamiento al terrorismo u otros).

Por otro lado, también señala que el hecho de que las transacciones no sean reversibles no es conveniente. ¿irreversible? Refiere que, una vez realizada la operación no puede ser deshecha, no existe autoridad a la que se puede acudir para ello. En el mismo sentido, resalta el gran consumo de energía que genera la actividad de minería de bitcoin, así como su gran carácter especulativo y el hecho de que la gran volatilidad de la criptomoneda podría, o más bien “debería” ahuyentar a aquellos que no cuentan con dinero para arriesgar.

“Prefiero invertir en empresas que fabrican productos” señaló en contraste con la forma de obtener rentabilidad en bitcoin, que es, simplemente, mantener la criptomoneda “guardada” hasta poder vendérsele a alguien más en el futuro, cuando su valor sea mayor.

En realidad, a lo largo del tiempo, bitcoin ha demostrado ser muy sensible a la actividad del mercado. Un solo tweet que anuncia la compra de x cantidad de bitcoins (ni siquiera que la compra ya está hecha) puede determinar el cambio de su precio en ese mismo día. Sin embargo, no podemos dejar de mencionar, que, si bien su precio ha tenido repentinas caídas, en general su crecimiento tiene tendencia positiva.

Por otro lado, tenemos a Elon Musk, dueño de Tesla, quien compró 1.5 billones de bitcoins a inicios de febrero, y quien anuncia que permitirá que sus clientes paguen sus autos con esta criptomoneda. En este caso, es evidente que la opinión no puede ser neutral en lo absoluto, pero no por ello tiene que alejarse de la realidad.

En una entrevista a inicios de febrero (previo a la gran compra) mencionó que “lamenta haber llegado a la fiesta tan tarde”, (en alusión a que debió comprar bitcoins en años previos cuando amigos suyos lo animaron a hacerlo), cuando el precio era claramente, menor al actual. En el mismo sentido, señala que “bitcoin es algo bueno y es partidario de ello” y que está en el camino de obtener aceptación generalizada en el mercado.

Por otro lado, la característica de bitcoin que más ha resaltado es el hecho de tener una base de datos descentralizada, en evidente contraposición al sistema bancario actual, en el que, cada banco tiene su propia base de datos que almacena las transacciones que le incumben y que tiene dificultades significativas, tanto en tiempo como en dinero, para realizar transacciones con otros bancos, peor aún en el caso de transacciones internacionales.

Finalmente, otro punto interesante que ha mencionado es la consideración de bitcoin como un escenario viable para transacciones ilegales, lo denomina “un puente entre lo ilegal y lo legal”.

 

Fuente: Daniel Oberhaus/Elon Musk at a press conference/CC BY-SA 4.0